Cómo evitar las relaciones tóxicas

A todas nos ha sucedido: estamos tan enamoradas, que ni nos damos cuenta de que estamos con la persona equivocada. Más que hacernos crecer, nuestra pareja nos baja el autoestima. ¿Es esto normal? ¿Es cierto que “el amor lo justifica todo”? Si nos damos cuenta de que estamos en un relación nociva, es mejor que terminemos con ella de una vez por todas. Aquí, algunas sugerencias para saber si se trata de un vínculo amoroso sano o perjudicial.

1. Tu pareja de denigra. Si él te humilla, es grosero contigo, te insulta o se burla de ti, es alguien de quien deberías alejarte. No importa si te pide disculpas o te dice que no lo tomes en serio, si lo hace a solas o en compañía de más personas. Ni no te sientes cómoda, no tienes por qué soportar esta situación.
2. Tu pareja es demasiado celosa. Que tu novio o esposo sea algo celoso, es normal. Sin embargo, ello no justifica que te grite, reclame o mucho menos te insulte a la menor provocación. Si es controlador ¬¬–te pide que dejes de ver a tus amigos, revisa tu celular o tu correo o se enoja por cualquier motivo- entonces es mejor que te alejes de él.
3. Tu pareja busca que dependas de ella. Al principio puede parecer todo un príncipe azul: te compra ropa, te paga tu celular, te invita las comidas. Sin embargo, en el fondo lo que busca es que te vuelvas dependiente de él, porque tu independencia lo confronta. Le molesta que ganes tu propio dinero, tengas actividades sin él o amistades que no compartan.
4. Te pide que cambies para complacerlo. Te dice que te verías mejor con un par de tacones altos, cabello rizado, pupilentes de color, minifalda… en resumen, si te convirtieras en otra persona. Está bien que en algunas cosas le des gusto pero, ¿transformarte en otra persona para agradarle? Mejor que encuentre a alguien más.

Relacionado: Equilibrio en el amor, ¿cómo alcanzarlo?

Originally posted 2011-12-24 06:22:50.

Post A Comment